El regalo de sentir el Dolor

Escapar del dolor y la necesidad de no sentirlo tal y como viene nos ha llevado a inventar una seria de mecanismos ilusorios estructurados que suelen mostrarse como un castillo sólido con murallas impenetrables, siendo por el contrario uno de naipes que con un soplido y un remezón pueden venirse abajo.

El dolor como tal es a nuestra percepción social algo que trae una concatenación de eventos y circunstancias que tenemos que evitar a como de lugar, ya que al percibirlo de esa manera generaremos emociones que suelen alinearse a esa definición, es curioso que el dolor puede llevarnos hacia un universo infinito de descubrimiento interior y mientras nos atrevemos a sentirlo podremos sumergirnos en nuestra esencia.

Cuando aceptamos tal y como” Es” nuestra experiencia de vida va tornándose más armoniosa y llevadera, ya que no ofrecemos ninguna resistencia a lo que la vida nos quiere mostrar.

Esa decisión es solo nuestra y ya fue tomada desde antes que abordaras esta experiencia, ya no tienes que hacer nada, lo único que puedes hacer es no oponerte a tu mayor voluntad, eso es todo, mientras menos resistencia pongas podrás descubrir tu universo que espera por ti.

Es algo tan obvio que en esa obviedad nos hemos perdido tratando de querer algo más elaborado para nuestra mente analítica y estandarizada que no se satisface con el instante magnífico que vivimos porque no lo conoce ya que es nuevo y fresco y la mente está basada y diseñada en recopilación de información previa para nuestra protección, es decir, para nuestra supervivencia, utilizada en tiempos antiguos para evitar nuestra extinción.

El ” Presente” es la clave a todo entendimiento ya que la mente no interfiere en el, y si permanecemos anclados a ese instante, podremos ver lo que nuestra percepción intenta evitar, que es nuestra esencia más pura y cristalina que emerge de la naturaleza de estar exisistiendo, tan sutil que no podemos valorar, por qué estamos apuntando hacia otra dirección.

Ese dolor que queremos eliminar nos trae algo bajo el brazo que es un regalo maravilloso, quizás el único regalo que estabas esperando.

Solo vive, pero no intentes, solo vive.

El camino Real está en vivir el instante Presente

Publicado por samuelvaldivia51

Me considero un aprendíz de la Vida que a través de mis vivencias la materializo reconociéndose en todo lo que acontece.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: